Egorecopilatorio Febril. Julio de 2014.

hotel_miramar

Casi un mes sin acudir a este cuaderno a dejar apuntes, del tipo que sean. La galvana estival, la ocupación en otros menesteres más lúdicos, el mar, las fiestas, la montaña… Bah, quéndese con lo primero: pereza. Pura y dura. Sirva esta débil obligación que me impongo de actualizar el blog con el fin de darme un poco de autbombo, para autoimponerme una especie de sección a final de cada mes con el que comentar las fiebres que más me hayan sacudido en dicho periodo. Inauguremos este Egorecopilatorio Febril (perdonen el título) con las del mes de julio.

Así, nos vamos a los días 10, 11 y 12, fechas en las que se celebró la novena edición del cada vez más consagrado festival Bilbao BBK Live. Y éste que aquí escribe acudió en condición de cronista a Kobetas como enviado especial de la web de BI FM. De esta manera, relaté mis impresiones de los conciertos de Allen Stone, John Newman, Vetusta Morla y Franz Ferdinand el jueves y de Belako, Fira Fem, Band of Horses, The Lumineers, The Black Keys y MGMT el sábado. No, el viernes no subí.

Y sí, he dicho de BI FM ya que, como puede que algunos sepáis (y si no ya os lo digo yo) LFA, medio para el que, hasta ahora, había jugado a eso de ¿periodista musical?, está en el garaje para darle una reforma gigantesca o para, en el peor de los casos, darle la extrema unción. Algún día le dedicaré un escrito a nuestro querido vehículo. Por cierto, antes de cerrar el párrafo dedicado a la fiebre musical y dado que hemos hablado de crónicas del BBK Live, les recomiendo que, de leer algo, lean las de Hodeln Caulfield en Fiasco Fiasco. Las mías no dejan de ser una especie de descripción encargada por un medio con algún que otro toque propio. Las del amigo Caulfield son personales e intransferibles, únicas y fantásticas. Y no tenga miedo y buceen en todo su blog. Me lo agardecerán.

A ver… Qué más hay por ahí… La Educación Social, vale. Bueno, me gustó recordar, hace escasas semanas, a una familia con la que trabajé hace unos años… Lo hice escribiendo un post en EducaBlog titulado ‘De cómo ser Educador Social en una zapatería’. Además, hacer este artículo me llevó a pensar en la de historias que nos da esta profesión. Y esto me lleva a avanzar a la todavía exigua audiencia de este cuaderno que, en unos meses, mis compañeros de EducaBlog y yo mismo junto con un montón de compañeras y compañeros del gremio sacaremos a la luz un libro que, precisamente, tratará de recoger esas historias, esas #EdusoHistorias. Y hasta ahí puedo leer. Seguiremos informando. De hecho, también he de morderme la lengua o, mejor dicho, atarme las manos para no compartir en este espacio un documental que, de nuevo, con mis compañeros de EdcaBlog y, en este caso, con la inestimable y fantástica colaboración de los TwoBaskos, hemos realizado con el fin de difundir este oficio nuestro… Pero, hasta ahí puedo leer. Seguiremos informando.

Más fiebres. El Baraka, claro. Bueno, ya está en marcha. Los gualdinegros ya están entrenando, ya está ahí la configuración de los grupos (¡este año Zinedine Zidane tendrá el inmenso honor de pisar Lasesarre!), ya está el calendario… Ya está en marcha, con todo, el proyecto de Axier Intxaurraga. Se está hablando mucho de que éste, éste es el año del Barakaldo. Se están despertando muchas ilusiones en este equipo. Se le empieza a considerar ya un gallito del grupo. Los objetivos, además, son ambiciosos: playoff. Y, a buen seguro, algunos estaréis esperando que yo diga ahora que no hay que lanzar las campanas al vuelo y patatín patatán. Pues no. Vamos a creérnoslo. Si luego vienen mal dadas, ¡qué mas da! Estamos muy acostumbrados a los bastos. Ahora, de momento, pintan oros. Por cierto, antes de cerrar el párrafo dedicado a la fiebre gualdinegra, no puedo dejar escapar la ocasión de recomendarles encarecidamente que lean esta pseudoentrevista que, nuevamente, Holden Caulfield, ahora en su Crónica Deportiva Sentimental, le realiza al presidente de la entidad. No les engaño si digo que casi lloro.

Las Paredes Parlantes. Sí, se han recogido/escuchado unas cuantas en estas semanas. Surrealistas, amables, pseudofilosóficas… De todo, como en botica. Podéis verlas, claro, en paredesquehablan.tumblr.com. Y recordad: si aguzáis vuestro oído y escucháis a alguna hablar no dudéis en escribir a paredesquehablan @ gmail.com o a través de Facebook, ¿ok?

PINCELADAS FEBRILES

Hasta aquí, de alguna manera, unos párrafos en los que divulgar pequeñas muescas de cienfebrismo más allá de este espacio. Pero, obviamente, hay más. Efímeras, si quieren, unas pinceladas sobre otras fiebres que ocupan un espacio de mi tiempo pero que no acaban de traducirse en negro sobre blanco. No por falta de ganas, si no por falta de tiempo o, volviendo al principio, por pereza. Pura y dura.

Lo de Gaza, por ejemplo. El trending topic político de este final de julio. O militar. O humanitario. O bélico. O, como dicen los entendidos, geoestratégico. Como yo no soy uno de ellos, no puedo (no quiero) entrar a analizar un conflicto con aristas de todo tipo, causas, justificaciones, argumentos, etc, etc… Diré, en todo caso, que a fecha de 26 de julio, las acciones de Israel en territorio gazatí han dejado 1.032 víctimas palestinas. Más de 3/4 partes de las mismas, civiles. 200 de ellas, niños. Asimismo, tres civiles israelíes han muerto por cohetes de Hamás. Datos que, al menos a mí, me llevan a pensar que el estado hebreo no actúa en defensa propia si no abusando de su poderío militar, atacando, incluso, edificios protegidos por la propia ONU. Es un abuso en el que los paganos son la población civil, no militar, personas que, en muchos casos, no tendrán ningún tipo de vinculación con Hamás. Y, a su vez, todo esto ocurre con una comunidad internacional que, como casi siempre en este conflicto, parece mirar hacia otro lado. ¿Qué ocurriría, cómo actuarían los EEUU, la ONU, la OTAN o quién sea en el caso de que fuese otro el estado que estuviese actuando de esa forma?

El Síndrome de Detroit, que me decía Noelia. O, en otro sentido pero sin alejarme de la fiebre, la Psicogeografía que tanto reivindica Carlos, el de La Casa de Atrás. O pasear, simplemente, fijándome en otros aspectos de las ciudades o pueblos. Escucharles, como a las paredes. Dejarme llevar por los pies y sorprenderme con detalles, casas o pasajes que antes me pasaban desapercibidos o, incluso, aborrecía, como es el caso de la imagen que preside esta entrada. Un hotel de la localidad cántabra de Castro Urdiales que antes me parecía una horrenda edificación incrustada en la playa y que ahora, paseando y paseando con Nicolás, me llama la atención, me atrae (a esa atracción por la decadencia que genera un edificio cuando pierde el sentido práctico para el que fue creado es a lo que hace referencia el Síndrome de Detroit de Noelia). No sé. No sé explicarlo mejor. El caso es que me produce una satisfacción. Creo, quizá, que dicho placer lo obtengo de salir con mi hijo a andar, sin pretensiones, sin una ruta predefinida. Creo, en definitiva, que la fiebre, la maravillosa febrícula a la que me quiero referir es él.

Y podría decir más: Mercromina (que vuelven) o Wire (que volvieron y me los perdí); el mar o la mar (relacionado con el punto anterior – mis paseos con Nicolás por Castro – y también con el buen curro de Jorge y su Biscay Project); los Chavs británicos o los canis y chonis de acá (a este tema espero poder dedicarle algo más que este titular a partir de un libro que estoy a punto de acabar) Pero, con todo, no diré más. Más que nada porque me está quedando un buen ladrillo y, a medida que avanzo, creo que lo tendría que hacer es dedicar una entrada a cada una de ellas, dejando todo más ordenadito y tal. Pero… Pereza. Pura y dura.

Antes de acabar, eso sí, no quisiera dejar de mencionar que, surgido de la fantasiosa Generación Rekmer y a raíz de este artículo de la revista El Estado Mental (publicación que me recomendó encarecidamente Javier Ikaz y que, aún estando bien, diremos que es pelín farragosa) y sobre todo y ante todo como excusa fundamental a partir de la cual compartir tiempo y cervezas y risas y FIEBRES, claro, con gente a la que quiero y admiro, se ha vertido una simiente de algo que espero de verdad sirva para compartir inquietudes, curiosidades, pasiones: IMARGINARIO.

Anuncios

2 comentarios en “Egorecopilatorio Febril. Julio de 2014.

  1. Pingback: Egorecopilatorio Febril. Septiembre de 2014. | 100 Fiebres

  2. Pingback: 9 de julio. Mi Banda Sonora. | 100 Fiebres

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s